Cómo renovar una fachada de ladrillo visto

Son varios los motivos por los que una pared exterior de ladrillo visto acaba deteriorándose con el paso del tiempo. Es que, luego de diez o veinte años, se hacen sentir la falta de calidad del ladrillo, el desgaste del cemento, o las vicisitudes climáticas. No obstante, reparar la fachada es relativamente fácil. Aquí, te damos algunas ideas para dejar el exterior de tu casa renovado.

La renovación de paredes de ladrillos vistos implica, además, una cuestión de seguridad. Las microfisuras de los ladrillos pueden suponer, a la larga, roturas de piezas completas, lo cual podría traducirse en desprendimientos peligrosos, tanto para quienes habitan la casa como para los que se encuentren fuera de ella.

Cómo renovar una fachada de ladrillo visto

reparar ladrillos vistos

Soluciones para reparar fachadas de ladrillos vistos

Hay soluciones más o menos drásticas, todo depende del nivel del daño. En algunos casos, deberás contratar especialistas. Por ejemplo, si se trata de una fachada demasiado antigua de la que quieres conservar su arquitectura por el valor histórico. En estos casos, el trabajo se realiza reemplazando pieza por pieza los ladrillos dañados. Esta labor se efectúa manualmente y puede ser total o parcial.

La reparación de fachadas antiguas de ladrillos vistos suele requerir de un tratamiento de sustitución pieza por pieza.

 

La solución de sustitución puede resultar demasiado trabajosa y costosa. Sin embargo, hay otros recursos, como la aplicación de revestimientos impermeables.

Reparar la pared mediante pinturas e hidrofugantes

Los expertos suelen desestimar la solución de los daños en las paredes exteriores de ladrillos vistos mediante recubrimientos impermeabilizantes. Se trata de pinturas o barnices de base acrílica que se aplican formando una película. Lo que ocurre es que el vapor del agua -al producirse un cerramiento de poros- no logra emerger a la superficie. Esto puede redundar en manchas de humedad y agravamiento del problema.

Con respecto a los hidrofugantes, específicamente aquellos compuestos de órgano-silícicos, se trata de respuestas útiles aunque requieren de cierta atención especializada para una garantía en cuanto a su aplicación. Ocurre que puede pasar lo inverso a las pinturas impermeabilizantes: si la pared acumula humedad por otros factores, no será capaz de repelerla hacia afuera por la capa hidrofugada.

En conclusión: las fachadas de ladrillos vistos necesitan un mantenimiento medianamente regular para conservar, no sólo una estética atractiva, sino también la seguridad del entorno. En cada caso, se debe evaluar si la solución se halla en un reemplazo total o parcial de piezas, o en la aplicación de pintura y barniz.





Le gustó este artículo? Reciba los articulos en su correo electrónico!

Otros temas de Albañiles .org que pueden interesarte

Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*