Cómo limpiar las manchas y arañazos en muebles de cuero de manera sencilla y económica

Los muebles de cuero, cuando se encuentran en buen estado, pueden darle a un espacio un toque distinguido y sofisticado, de allí la importancia de mantenerlos siempre libres de suciedad y de reparar lo antes posible aquellos pequeños daños que pudieran afectarlos.

En este post se verán algunas técnicas de limpieza de muebles de cuero natural, que pueden ayudar a devolverles una imagen renovada, y lo mejor de todo que no hace falta recurrir a productos químicos potencialmente agresivos, usando para ello materiales disponibles en la mayoría de los hogares.

Cómo limpiar las manchas y arañazos en muebles de cuero de manera sencilla y económica

Es importante tener en cuenta que, antes de aplicar cualquier tratamiento, ya sea con productos comerciales o con remedios caseros, conviene revisar las indicaciones del fabricante de los muebles y probar cualquier solución en un área pequeña y poco visible para comprobar si se produce algún tipo de decoloración.

En primer lugar, y para preparar adecuadamente el o los muebles de cuero, se recomienda pasar una aspiradora equipada con un cepillo suave para quitar la mayor cantidad de polvo y residuos de toda la superficie y de los pliegues.

A continuación, se debe limpiar todo el cuero con un paño limpio y humedecido con agua tibia para eliminar los restos de suciedad superficial que pudiera haber quedado. Los movimientos deben ser suaves y rápidos.

En caso de que el mueble de cuero presente manchas de tinta como de bolígrafo o marcador será necesario frotar el área afectada con un poco de alcohol, teniendo cuidado de que la tinta disuelta no se termine extendiéndose aún más al disolverse. Para ese trabajo es mejor utilizar un hisopo de algodón embebido use alcohol de frotamiento. Humedezca un bastoncillo de algodón en esa sustancia y pasar suavemente a lo largo de la marca hasta que la tinta comience a levantarse. Se recomienda cambiar con frecuencia los bastoncillos. Una vez que desaparezca la mancha, se limpia el exceso de alcohol con un paño limpio y húmedo.

Para otro tipo de manchas, como las causadas por sangre o comida, existe un método casero que consiste en la aplicación de una pasta hecha de dos partes de almidón de maíz y una parte de jugo de limón, la que se deja actuar por dos horas antes de limpiar todo con un paño húmedo.

Si el mueble de cuero presenta arañazos en la superficie, se puede intentar borrar los mismos aplicándoles un aceite suave (de oliva o para bebé). Para ello se sumerge un hisopo limpio en el óleo y se pasa con suavidad a lo largo del área dañada hasta que la misma quede bien cubierta. Se deja reposar cinco minutos y luego se frota suavemente con un paño limpio y seco para retirar el exceso de aceite.

Muebles de cuero: Recomendaciones para una limpieza general

En caso de que el mueble no presente manchas pero se desee realizar una limpieza general, se puede aplicar sobre toda la superficie del mueble de cuero una mezcla de dos partes de vinagre blanco y una parte de aceite de oliva. Dicha solución se coloca en un atomizador o spray y se agita bien; también se puede agregar unas gotas de aceites esenciales fragantes para reducir el olor del vinagre.

Una vez lista la mezcla, se pulveriza generosamente y luego se pasa un paño limpio y seco usando movimientos circulares. En caso de que se enfrente a algunas áreas problemáticas, se aconseja frotar con un cepillo de cerdas suaves. El exceso del aceite limpiador se deberá eliminar repasando todo con una toalla de papel seca.





Le gustó este artículo? Reciba los articulos en su correo electrónico!

Otros temas de Albañiles .org que pueden interesarte

Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*