Cómo colocar topes de fieltro en muebles para evitar rayones en pisos de madera

Muchas veces el arrastre descuidado de una silla puede dejar sus marcas en el acabado de los pisos de madera del comedor, algo que puede suceder incluso con aquellos muebles dotados con protectores plásticos en las patas, debido a que la arena y el polvo se fijan a aquellos. convirtiéndolos en elementos abrasivos.

Una solución para evitar este tipo de inconvenientes consiste en colocar topes de fieltro,  un material textil no tejido (no surge del cruce entre trama y urdimbre, como ocurre con las telas), hecho de fibras aglomeradas y cubierto por un revestimiento que ayuda su impermeabilidad y resistencia al desgarro.

Cómo colocar topes de fieltro en muebles para evitar rayones en pisos de madera

En los negocios del ramo es posible encontrar kits con almohadillas redondas y rectangulares que sirven para ser aplicadas en los puntos de apoyo de sillas, mesas, cómodas, etc. Los modelos más económicos de estos topes son los autoadhesivos, que también ofrecen la ventaja de ser más fáciles de colocar, ya que sólo se necesita que las superficies de las patas estén bien secas y limpias para asegurar una buena fijación.

Existen otros modelos de topes de fieltro que incorporan un anillo de metal afilado que, al insertarse en las patas de madera de los muebles, se fijan mejor a las mismas, ofreciendo una mayor seguridad que los del tipo autoadhesivo, que tienden a desprenderse si se humedecen demasiado, con el paso del tiempo, o si se los usa sobre telas y superficies con relieves pronunciados.

Para colocar esos protectores de fieltro con base metálica en una silla, por ejemplo, se coloca a ésta al revés y se centra un tope en una de las patas, procediendo a martillar para permitir que la parte afilada se clave bien en la madera. Esta operación se repite en los soportes restantes.

En el caso de aquellos muebles que ya tengan topes de plástico y éstos se encuentren adheridos con pegamento o con grapas metálicas, corresponde extraer los mismos usando un destornillador, con cuidado de no estropear la esquina de la pata de la silla. Si dicho extremo es muy delgado, convendrá girar el destornillador en lugar de hacer palanca de arriba a abajo.

Existe la posibilidad, sobre todo en los protectores plásticos más antiguos, que éstos se quiebren y salgan pero dejando la grapa aún clavada en la madera. En ese caso se sugiere extraer esa pieza metálica con un alicate o pinza, y luego proceder a clavar el nuevo tope de fieltro.

Topes de fieltro artesanales: Una alternativa más económica

Otra alternativa más económica consiste en adquirir un paño de ese material y cortar círculos con el diámetro de las patas de los muebles y fijarlos usando un pegamento apto para los materiales involucrados.

En todo caso, sea cual sea la solución elegida, no sólo se estará protegiendo el piso de madera de los arañazos, sino que también permitirá deslizar estos muebles con suavidad y silenciosamente.




Le gustó este artículo? Reciba los articulos en su correo electrónico!

Otros temas de Albañiles .org que pueden interesarte

Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*