Saltar al contenido

Cómo Hacer un Horno de Barro

¿Cómo construir un horno de barro? Hoy vas a aprender a hacerlo en tu casa de forma sencilla y efectiva.

Si eres como yo y muchas de las personas que sueñan con tener un horno de barro en su propia casa, este artículo es para ti.

El horno de barro es un método de cocción excelente para preparar infinidad de platos, y la excusa perfecta para organizar reuniones con amigos. Lo mejor de todo, es que puedes hacerlo con tus propias manos.

El horno de barro

Es un método de cocción formidable, da un sabor muy característico a las preparaciones, en el puedes hacer desde panes de campo a pizzas e incluso carnes de cocción larga.

La mejor ventaja de todo, es que permite ahorran en gas y electricidad ya que no necesita de estas energías para funcionar.

Cómo hacer un horno de barro

Elegir bien el lugar donde se lo va a colocar.

Es esencial encontrar el sitio idóneo donde va a colocarse el horno de barro, ya que será el sitio definitivo. No es indispensable contar con un patio amplio, puedes tener tu horno de barro en la terraza, o balcón si es grande, como también por supuesto en algún sitio de tu jardín.

Procura que el horno esté ubicado en un lugar que no moleste a los vecinos cuando lo estés usando, no olvides que es un dispositivo que alcanza muy altas temperaturas que se mantienen por largo periodo de tiempo.

Posteriormente, el horno tiene que contar con un espacio donde guardar la leña, por lo que se debe tener en cuenta este aspecto a la hora de calcular los metros cuadrados que va a ocupar.

Materiales necesarios

  • Ladrillos Comunes 75
  • Bloques de hormigón celular 7,5cm de grosor 8Un
  • Ladrillos refractarios 15
  • Tierra negra 45kg
  • Arcilla refractaria 10kg
  • Sal 600grs
  • Agua /cantidad necesaria)
MIRA TAMBIEN  Cómo reemplazar baldosas dañadas en un piso

Paso a paso en la construcción del horno

La base sobre la que se trabaja debe ser plana, bien firme y lisa. Puede ser de ladrillo o de hormigón, o hierro si es que se quiere que sea mucho más liviano.

Las medidas apropiadas para la base de este horno son de un metro por un metro.

Seguidamente se debe delimitar la circunferencia del horno de barro, puede hacerse con un tornillo o clavo en medio de la base y marcar con la ayuda de un hilo el circulo hasta los bordes de la base.

El siguiente paso es colocar la puerta para verificar que quede dentro del círculo que se marcó previamente, debe quedar cerca del borde ya que será el frente del horno.

Se van pegando los ladrillos que van a contener la puerta con el adobe y se calzan los ladrillos refractarios enteros en torno a de la puerta, hasta que toda la estructura de esta se haya completado.

Con una esponja y agua se frotan los ladrillos para evitar que queden poros. El paso siguiente es cubrir el interior de la estructura realizada, con el adobo

Para la construcción del resto del horno de barro, se necesitan ladrillos cortados por la mitad y triángulos, una vez listos se colocan siguiendo la circunferencia marcada en un primer momento.

El siguiente paso es hacer el piso del horno, colocando el adobe y los ladrillos refractarios por encima.

Ahora es momento de preparar adobe con tierra negra y sal solamente, con esta mezcla ir rellenando las juntas de los ladrillos recién colocados. A modo de culminación hay que pasar la esponja mojada para evitar que queden huecos sin rellenar.

MIRA TAMBIEN  Revestimiento de muros con piedra artificial: Ventajas y tipos

Una vez seco el piso, se rellenan las juntas con arcilla refractaria.

El resto de las hileras paredes del horno se han de unir con este adobo de tierra, sal y agua. A medida que se van formando las hileras, se debe cubrir con el adobo.

Es importante dejar secar antes de seguir con las siguientes hileras de ladrillos.

Cuando se llega a completar unas ¾ partes del horno, es hora de colocar la chimenea, que debe apoyarse siguiendo la curvatura del horno, y se prensa con dos mitades de ladrillos.

Una vez lista la chimenea, se ha de seguir con la estructura para cerrarla completamente. Para la cúpula del horno se necesitan trozos pequeños de ladrillos, que se consiguen golpeándolos con una maza.

El revestimiento del horno

Para cubrir el horno vamos a requerir:

  • Tierra negra y tierra roja
  • Alfalfa en cantidad, fardo o pasto seco
  • Virutas de madera
  • Arena
  • 500 grs de sal gruesa aproximadamente
  • Cantidad necesaria de agua

Se deben mezclar todos los elementos antes destallados incorporando agua hasta formar una pasta, y con ella cubrir todo el horno. La alfalfa no debe escasear ya que es la que evita rajaduras.

Antes de utilizar el horno hay que esperar unos cuatro a cinco días, para asegurarnos que esté completamente seco.

Fuente: Hipotecario seguros

Recibe Gratis Nuestros Articulos!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *