Tips para comprar una alfombra para la casa

Las alfombras no sólo constituyen un buen aporte decorativo para realzar la calidez y elegancia de una sala, sino que también son un recurso útil para mejorar las condiciones de aislamiento acústico y térmico del lugar.

Por supuesto, como se trata de tejidos que deben soportar el paso de personas y objetos, además de estar expuestos a la suciedad, se ven sometidos a un desgaste que puede obligar, al cabo de un tiempo, a su reemplazo para renovar el aspecto general del ambiente que decoran.

Tips para comprar una alfombra para la casa

Al momento de adquirir una alfombra nueva, deben tenerse en cuenta algunos factores si se desea que la misma se ajuste a las características particulares de cada vivienda y a los gustos y necesidades de sus moradores.

Calidad de la alfombra

Las áreas de alto tráfico como los pasillos, habitaciones familiares, dormitorios, salas de estar y recreación, escaleras, etc., exigen la instalación de alfombras de buena calidad, ya que de lo contrario es muy probable que se las deba reemplazar en la mitad del tiempo en comparación con aquellas que se encuentran ubicadas en lugares poco expuestos al desgaste por el roce o el impacto.

Resistencia a manchas

Al momento de decidir que tipo de alfombra se va a comprar, también debe considerarse quién o quienes estarán o desarrollarán sus actividades sobre esa alfombra. Es posible que se necesite comprar tapetes resistentes a las manchas si se tienen niños en casa. Aunque el costo puede ser significativamente mayor, una alfombra de estas características durará muchos años en comparación con otros productos.

Sin embargo, el privilegiar la resistencia del material no debe implicar sacrificar el confort, debiéndose elegir aquellas alfombras que también sean lo suficientemente suaves como para que los pequeños puedan arrastrarse sin inconvenientes por todos los espacios.

Conseguir la alfombra con el color adecuado

El dueño o dueña de casa debe hacerse algunas preguntas para determinar de qué color será la alfombra que se comprará:

  • ¿Cuál será la ubicación de la alfombra?: Para las habitaciones donde la gente camina mucho, se necesitan colores que sean fáciles de limpiar y que ayuden a ocultar la suciedad.
  • ¿Cuál es el tamaño de la habitación?: Los ambientes pequeños o con techos bajos se benefician de los colores neutros que sutilmente hacen que el lugar se vea más grande de lo que realmente es. Asimismo, las habitaciones grandes o con formas extrañas son particularmente aptas para alfombras con colores vivos que marquen un buen contraste con la pintura de las paredes.
  • ¿Cómo se ve el color ante diferentes niveles de iluminación?: En este sentido, conviene examinar el color y tono de cada alfombra con diferentes niveles de luz, ya que a veces un color que luce espectacular en una sala con mucha exposición lumínica, podría perderse en una habitación familiar con una iluminación más reducida.
  • ¿Cómo debería sentirme en la habitación?: Es importante tener presente que los diferentes colores fomentan diferentes estados de ánimo. Por eso es recomendable pensar en el propósito que tiene la sala y decidir entonces cómo se quiere que la gente se sienta al permanecer en ella.





Le gustó este artículo? Reciba los articulos en su correo electrónico!

Otros temas de Albañiles .org que pueden interesarte

Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*